Hipnosis en el deporte? Una historia real de Milton Erickson

deportes e hipnosis entrenamiento mental en deportistas

 

Milton Erickson … Una historia real: El equipo olimpico de tiradores  norteamericanos que debía derrotar a los rusos…

El entrenador de los mejores tiradores del ejército había leído algo acerca de la hipnosis y resolvió que ella podría ayudar a su equipo a derrotar a los rusos. Los hombres se habían estado entrenando en el Estado de Georgia, participaron en un certamen en San Francisco y luego pasaron por Phoenix, Arizona.

El entrenador vino a verme con ellos y me preguntó si podría prepararlos para que derrotaran a los soviéticos en un torneo internacional.

Le expliqué, dijo Erickson: “Disparé un rifle dos veces en mi vida, cuando era adolescente. Lo único que sé de rifles es que tienen la culata atrás y el caño adelante. Ahora bien, estos tiradores saben todo cuanto tienen que saber acerca del arma. Yo soy médico, sé todo cuanto tengo que saber del cuerpo humano. Prepararé a su equipo. Ellos cuentan con todo el saber sobre el arma y yo cuento con todo el saber sobre el cuerpo.”

El comandante se puso tan furioso al enterarse de que un civil iba a preparar al equipo de tiro, que le sumó dos hombres que durante dos años habían intentado infructuosamente entrar en él.

No sé cuáles eran las calificaciones requeridas, pero el puntaje que debían obtener era superior a sesenta, y esos dos sujetos, aún dedicando todo su tiempo libre a entrenarse, apenas si sobrepasaban los cuarenta. En otras palabras, no podían formar parte del equipo.

Cuando me enteré de que en estas competencias se disparan series de cuarenta tiros por persona, una de las primeras cosas que le dije al entrenador fue ésta: “Sé que dar en el blanco por primera vez es sencillo; la cuestión es: ´¿Podrá hacerlo otra vez?…’ Después de dar diez veces en el blanco,´¿podrá hacerlo once?’…Después de dar en el blanco 19 veces, ´¿Podrá hacerlo la vez número 20?´… La tensión crece cada vez más. ´¿Podrá hacerlo treinta veces?´ … Ya lo hizo 35. ¿Podrá hacerlo 36? ¿37? (Casi sin aliento:) ¿38? ¿39? ¿Podré yo hacerlo tal vez cuarenta veces?´”

La siguiente cosa que hice fue llamar a un sujeto fácilmente hipnotizable encomendarle: “Cuando te despiertes te ofrecerán un cigarrillo. Tú querrás fumarlo y lo aceptarás gustoso. Te lo llevarás a la boca y luego, distraído, lo dejarás caer…y aceptarás un segundo cigarrillo sin recordar que ya te habían dado uno.” Y así siguiendo, ¡llegó a aceptar 169 cigarrillos!

Por lo tanto, estos hombres aprendieron que también ellos eran capaces de olvidarse: si este sujeto podía olvidarse de 169 cigarrillos, ellos podrían olvidar cada uno de los cuarenta disparos.

Les dije entonces: “Ahora deben afirmar la planta de los pies en el piso de modo de sentirse cómodos. Luego, asegúrense de que sus tobillos estén cómodos, de que sus pantorrillas están cómodas, sus rodillas, su cadera, su tronco, su brazo izquierdo, el dedo apoyado en el gatillo, la culata del rifle contra el hombro. Tienen que llegar a sentir la sensación correcta . Luego muevan el rifle hacia arriba y hacia abajo del blanco, hacia un lado y hacia otro. Y en el momento justo aprieten el gatillo.”

Y por primera vez en la historia estos hombres derrotaron a los rusos en Moscú. También se clasificaron los dos individuos que el comandante había agregado al equipo.

Si el relato precedente ilustra cómo se crea una disposición mental más amplia o menos limitada, éste ejemplifica el principio de centrarse en la tarea. Erickson lo logró no sólo haciendo que los tiradores olvidasen todos sus disparos previos, sino además instándolos a que centraran su atención en sus sensaciones corporales, en el presente.

HIPNOSIS SOFROLOGIA EN EL DEPORTE: Una Historia Real de la Hipnosis de Milton Erickson, compilada y magníficamente relatada por Sydney Rossen.

La Superación de las Limitaciones Mentales Habituales

En los relatos e historias didacticas de Milton Erickson se incorporan dos elementos muy importantes para la ampliación de los límites mentales hacia la Superación de las Limitaciones Mentales Habituales.

El primero, consiste en establecer una disposición psíquica más amplia o menos limitada que la habitual.

El segundo elemento consiste en abordar cada nueva tarea sin pensar en sus limitaciones, sino compenetrarnos intensamente en la tarea misma.

Por ejemplo, si uno está jugando al golf, “cada hoyo debe ser considerado el primero”. Dicho de otro modo, concentrándose en cada golpe, en cada movimiento, en cada tiro, se suprime el sentido de contexto total, que incluye el número del hoyo, el puntaje obtenido hasta ese momento, las dudas, la desconfianza, la desconcentración, etc. Así, si no se plantea la cuestión de los límites; ésta se determina después, cuando se piensa en el puntaje en forma retrospectiva, fuera del momento clave de concentración en el juego.

Condiciones Psicológicas del Deportista

La influencia que ejercen las condiciones psicológicas del deportista al momento de alcanzar un máximo rendimiento, pueden ser aprovechadas si se recurre a métodos de entrenamiento mental deportivo focalizados, eficaces, profesionales y debidamente comprobados.

Para ello, la Psicología del Deporte utiliza diversas herramientas que ayudan al deportista obtener un alto rendimiento y alcanzar un mejor desempeño profesional. En los países donde la actividad deportiva tanto amateur o recreativo como profesional esta ampliamente desarrollada y tenida en cuenta con verdadera dedicacion a fin de obtener mejores porformances, se emplean diferentes estrategias aplicadas al mejoramiento del rendimiento en los deportes, entre las estrategias que se incorporan se halla la hipnosis o sofrología aplicada al servicio del deportista.

La inquietud, el estres, el nerviosismo, la tensión, los pensamientos anticipatorios ligados al agotamiento, a los momentos del torneo o la compentencia, el desconocimiento del espacio donde se llevará a cabo la prueba pueden llevar a un deportista a un grado de ansiedad tal que sus músculos no le respondan del modo más apropiado y que se sienta tensionado durante la prueba.

Del mismo modo que una relajación excesiva hace descender las capacidades del deportista incidiendo esto en el resultado final de sus marcas. Entre ambos extremos, es decir entre un elevado estres y una exagerada relajacion hallamos el aurosal. El aurosal se trata del punto o nivel óptimo de tensión que consigue favorecer en un mejor u optimo rendimiento del deportista antes y en especial durante la competencia.

Mediante el entrenamiento sofrónico o hipnótico la mente puede ser ejercitada de modo que el deportista puede aumentar su fortaleza mental, su rendimiento físico, su confianza en si mismo, su concentración y de este modo ver facilitada su preparación para alcanzar los objetivos propuestos.

El tipo de competición, la preparación física, el entrenamiento, las características del o los rivales y el nivel de autoconfianza determinan el estado emocional y psíquico del deportista.

En la medida en que quien practica deportes pueda entrenar su mente a través de ejercicios de relajación, concentración, sensibilización, visualización y afrontamiento logrará desarrollar y potenciar sus habilidades optimizando su rendimiento.

La sofrología o hipnosis clinica como técnica especifica contribuye a mejorar las condiciones psíquicas del deportista aumentando la percepción de autoeficacia, desarrollando nuevas habilidades de afrontamiento y focalizando la atención en los estímulos relevantes.

El entrenamiento mental incluye también el trabajo con las emociones del deportista, sus deseos y sus temores.

Hay que tener en cuenta que al practicar un deporte de competición, los sentimientos, ideas y emociones producen modificaciones en los niveles de ansiedad generando, la mayoría de las veces, estrés en el deportista.

Siendo que la ansiedad produce cambios tanto a nivel fisiológico como cognitivo conductual, el logro en la disminución de la ansiedad permitirá que el deportista controle sus tensiones, inseguridades, distres, diálogos internos y pensamientos negativos, favoreciendo y facilitando el alcance del éxito deportivo.

Asimismo debemos considerar que la ansiedad no sólo se eleva durante la prueba sino también en los momentos previos y posteriores a ella. Por esta razón es importante contar con el tiempo necesario para realizar un adecuado, probado y eficaz entrenamiento mental que permita al deportista tanto en su deporte como en la vida, desarrollar su máximo potencial, tanto en las prácticas como en los torneos y competencias.